Bahía Solano, embrujo natural en el Pacífico

Por Diego Alfonso

Bahía Solano, en el Pacífico chocoano, hace parte de la gira de celebración de los 10 años del portal de fiestas y turismo www.colombiadefiesta.com.

Temporada de ballenas

Mucha magia debe tener el Pacífico colombiano para que seres tan impresionantes, como las yubartas o ballenas jorobadas, lleguen por esta época a aparearse, dar a luz y brindarles atención primaria a sus crías.

Estos enormes cetáceos, que adultos pueden alcanzar los 16 metros y pesar 40 toneladas, se convierten, entre junio y octubre, en el mayor atractivo de Bahía Solano, municipio chocoano enmarcado, además del mar, por una extensa selva húmeda tropical.

Foto Colombia de Fiesta

Yubarta en Bahía Solano 2015.

Cerca de 2.000 de estos ejemplares llegan a las cálidas aguas colombianas escapando de la corriente fría de Humboldt, que acompaña su recorrido por el Pacífico, desde la Antártida hasta el Ecuador.

Algunos días estas ballenas sorprenden, con todo su espectáculo - que incluye saltos, chorros de agua y cantos - muy cerca de las playas de esta población, causando toda clase de emociones entre sus afortunados observadores.

Hasta mediados de octubre se puede disfrutar de este majestuoso fenómeno natural en el Pacífico colombiano.

Mar y playas de ensueño

Foto Colombia de Fiesta

Bahía Solano, mar y selva

En un paseo en lancha por el mar que circunda a Bahía Solano, además de ballenas, se pueden avistar – y con igual emoción – delfines que surgen juguetones de las aguas, atunes que vuelan desesperados escapando de una estratégica cacería planeada por los mismos delfines o peces vela que también sorprenden con sus vuelos.

Estas pequeñas travesías también sirven pescar, hacer careteo, bucear en busca de esa gran fauna marina que no emerge o para echarse un chapuzón en estas aguas que gozan de una temperatura ideal, al menos eso parecen sentir las ballenas para programar cada año su visita por estos lares.

Casi 10 playas, varias de ellas despobladas, hacen de Bahía Solano un paraíso de descanso, ideal para desconectarse de la tecnología y la rutina de las ciudades. Pequeños cangrejos de color rojo les entregan por un rato su territorio con el compromiso de que lo devuelvan como lo encontraron, sin basuras.

Allí también se encuentran cangrejos ermitaños, caracoles, palmeras con cocos con los que pueden refrescarse (si logran abrirlos), todo un regalo de la naturaleza que, si actuamos responsablemente, podrán disfrutarlos los futuros visitantes de este paraíso de ensueño.

Selva llena de vida

Bahía Solano, además del mar, tiene otra frontera natural, y es una gran selva tropical húmeda llena de vida, que se puede recorrer en compañía de guías de la región.

Senderos ecológicos por los que se puede observar la enorme riqueza de fauna, entre ellas diferentes clases de réptiles, anfibios y monos; y flora como heliconias silvestres, platanillos, cacao, chirimoya, limones, borojó, zapote, marañón, palma de chontaduro y árboles del pan y de huina, una semilla aceitosa que, dicen, se usa como ingrediente en champús para matar piojos y liendres.

Posadas muy familiares

Otro de los atractivos de Bahía Solano y de todas las regiones del Pacífico que ahora son visitadas por las yubartas es la gastronomía. Pescados y mariscos, con el sabor de mujeres que le ponen su toque de amor y un ingrediente mágico como la leche de coco.

En Bahía Solano disfrutamos del pescado en diferentes preparaciones, sudado, en sancocho, o frito con popocho, un pequeño plátano que surge silvestre. También jaiba en encocado y otros platos tradicionales de la comida colombiana.

Todo esto lo disfrutamos gracias a la aerolínea Satena, que viaja a éste y otros paraísos colombianos, y a dos posadas que vale la pena visitar si decide conocer el embrujo natural del Pacífico colombiano en Bahía Solano.

Posada del Mar Bahía Solano

Alojamiento en cabañas cómodas y seguras, dentro de un jardín al lado de la selva y a 100 metros del mar, que ofrece comida de mar, típica y orgánica, y gran variedad de actividades y excursiones en espacios naturales, como avistamiento de ballenas y aves, buceo y excursiones por la selva.

Conozca la Posada del Mar Bahía Solano

Informes con Estrella Rojas y Rodrigo Fajardo en el celular 3146306723.

Posada Linda Judith

En Punta Huina, principal balneario de Bahía Solano, con una playa de kilómetro y medio de extensión, queda esta posada, cómoda y económica, en donde puede disfrutar de la mejor gastronomía de la región y en el que le arman los planes a su medida, como avistamiento de ballenas, paseos por la selva o días de playa.
Conozca la Posada Linda Judith en Bahía Solano

Informes con Edinson Palacios en los celulares 3127096497 y 3146304208.

Galería de fotos:
https://www.facebook.com/media/set/?set=a.1126665110680371.1073741864.304195289594028&type=3

 

No hay comentarios.

Agregar comentario

Debe ser Conectado para agregar comentarios.